Noticia

    El Gobierno pretende duplicar en 2011 los alumnos de FP a distancia

    Enero de 2011

    • El Gobierno pretende duplicar en 2011 los alumnos de FP a distancia

    Si bien es cierto que muchas iniciativas llegan con un grandísimo retraso -muchas de las que se pondrán en marcha o se terminarán de implantar este año parten de la Ley de las Cualificaciones Profesionales, de 2002-, también es verdad que el empujón puede ser importante. 

    Eso sí, si antes se consiguen sacar adelante los buenos propósitos, recuerda el secretario de Enseñanza Pública y FP de FETE-UGT, Antonio Redero. "Realmente todo el proyecto es muy positivo, pero la Administración educativa es compleja", dice, escéptico en un tiempo de recortes presupuestarios a cuenta de la crisis.

    Las comunidades dedicarán 87 millones a aumentar la oferta presencial

    En el ministerio, en cualquier caso, parecen tener grandes dosis de determinación. El secretario general de Formación Profesional, Miguel Soler, repasa algunas de las novedades de 2011, como la culminación del nuevo catálogo de títulos o la llegada de un informe de las necesidades actuales y futuras de formación que permitirá hacer una oferta lógica y adecuada a medio y largo plazo.

    Pero probablemente lo primero sea atender a la creciente demanda -entre otras cosas, por la subida del paro-, a la que se fue incapaz de asimilar plenamente este curso, sobre todo en comunidades como Valencia y Murcia, recuerda Redero. Es decir, que después de dos décadas intentando prestigiar la FP (sobre todo la de grado medio, cuya escasez de alumnado aleja mucho a España de la media de la OCDE), cuando por fin crece abruptamente la demanda, no hay plazas suficientes.

    Las comunidades se han comprometido (dentro de los programas de cooperación territorial firmados con el ministerio) a dedicar 87 millones de euros a aumentar la oferta. A Redero, su escepticismo en este caso le viene al pensar en esos presupuestos recortados y, más aún, cuando hay precedentes, asegura, de programas de cooperación en los que las comunidades no han puesto la parte de cofinanciación que les correspondía. "No hay seguimiento ni evaluación sobre el cumplimiento de esos compromisos", se queja.

    En cualquier caso, el ministerio pretende duplicar en 2011 el número de alumnos que cursan FP a distancia (este curso son 31.000, y hace solo tres años, 11.000). Para ello, están trabajando con 1.200 profesores para tener listos el próximo verano 100 nuevos títulos adaptados para su estudio a distancia, asegura Soler.

    No es fácil, ya que son enseñanzas eminentemente prácticas. Por supuesto, no todo se puede haceronline. Sí se puede con los módulos (asignaturas) más teóricos, pero en algunos hay que estar presente. Y, por supuesto, hay que hacer las prácticas en empresas. La cantidad de unos y otras dependerá de cada título. Sin embargo, al estar pensada esta modalidad para trabajadores en activo o con experiencia previa, esas prácticas les pueden ser convalidadas.

    Las expectativas para la FP a distancia guardan una estrecha relación con los procesos previstos para que los trabajadores sin un título acrediten mediante un examen lo que han aprendido durante su experiencia laboral (unos procesos previstos en aquella ley de 2002, pero que aún no se han generalizado). Esa acreditación les servirá para convalidar parte de un título de FP o de un certificado de profesionalidad expedido por el Ministerio de Trabajo. Este año, Educación ha presupuestado procesos de acreditación (que se convocarán a finales de febrero) para 50.000 personas, que, según Soler, se duplicarán con la parte que pondrá el Ministerio de Trabajo, es decir, que serán 100.000 trabajadores.

    Preferentemente estarán destinadas a las áreas de educación infantil, dependencia y energías renovables. Además, se está pensando en oferta para aquellos trabajadores de la construcción que se han quedado en paro, de modo que puedan reorientarse hacia nuevos sectores. A partir de ahí (tanto con ellos como con el resto de acreditados) la idea sería poder ofrecerles los cursos a distancia que les hicieran falta para completar un título.

    La oferta a distancia se puede consultar en la recién estrenada web del ministerio www.todofp.es (donde también se puede consultar la oferta presencial, junto a otros recursos de orientación formativa y laboral).

    Todos los caminos

    Hay muchos caminos para llegar a la FP. Está el que siguió el extremeño de 20 años José María Puelles. Tras recabar en la garantía social (precedente de los actuales programas de cualificación profesional inicial para reenganchar a alumnos con muy pocas posibilidades de terminar la ESO), hizo el examen de acceso para entrar en una FP de grado medio de carpintería. También está el camino que siguió el asturiano Miguel Cubillas (21 años), que, tras hacer el Bachillerato, se dio cuenta de que lo que más le gustaba era la talla de madera. Así que se tituló como técnico en fabricación a medida e instalación de carpintería y mueble (una FP de grado medio) y ahora estudia para técnico superior.

    Ambos coincidieron el pasado diciembre en Lisboa, en Euroskills, la competición europea de alumnos de FP. De allí se trajeron, junto a Víctor Vera, la medalla de plata por equipos, y, en individual, una de oro para Cubillas y otra de bronce para Puelles. El primero decidió que lo que más le gustaba estaba en FP; Puelles consiguió seguir estudiando porque encontró unas enseñanzas que, a diferencia de lo que ocurría en la ESO, le gustaban y encajaban con él. Además, sin cifras oficiales, profesores y responsables políticos señalan la llamativa presencia en los institutos de universitarios que, tras graduarse, hacen una FP de grado superior (para la que hace falta al menos tener Bachillerato; para la de grado medio es necesario el título de ESO).

    Una de las novedades que llegará este año dentro de la futura Ley de Economía Sostenible es la tantas veces anunciada flexibilización del sistema para que sea más sencillo el paso entre la FP, la ESO, el Bachillerato y la Universidad, con caminos de ida y vuelta y convalidaciones entre unos y otros programas.


    Atención: utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y, así, mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.